Coches eléctrico vs coches de combustión

Transporte y logística

La diferencia principal entre un coche eléctrico y uno de combustión radica en cómo trabaja su motor. El motor de combustión interna genera a partir de una mezcla una chispa, causando una explosión que acciona un pistón y consecuentemente agita una manivela que hace girar el motor. Así, una mariposa permite una entrada mayor o menor de aire causando una explosión y dotando de potencia al motor.

Por su parte el motor eléctrico funciona por un conjunto de bobinas y trabaja con inversión de campos magnéticos. En el motor eléctrico a menor amperaje menor potencia y a mayor amperaje mayor potencia. El vehículo eléctrico es comúnmente conocido por ser más respetuoso con el medio ambiente que los vehículos de combustión.

 

VENTAJAS DE COCHES DE COMBUSTIÓN

  • Los sistemas de conducción autónomo, la conectividad, los mandos a distancias, el control de crucero, faros antiniebla, llave inteligente, control electrónico de tracción, airbags, control de estabilidad, control de frenada en curva, star/stop automático son algunos de los avances que incorporan los vehículos diésel o gasoil. Conforme han pasado los años la seguridad, el rendimiento y el confort han ido incorporándose hasta conseguir los vehículos que tenemos hoy.
  • La gran red de gasolineras que hay en cualquier parte del mundo hacen que sea más cómodo y normalizado el uso de este tipo de vehículos.
  • Se adaptan a altas y bajas temperaturas, desarrollando todo su potencial a pesar de las situaciones adversas.
  • A la larga son mejores para el medioambiente que los eléctricos. Esto se debe a que la industria automotriz tradicional crea vehículos con combustibles más limpios. No obstante no es comparable al nivel 0 de los eléctricos.

 

VENTAJAS DE COCHES DE ELÉCTRICOS

  • Presentan una mayor eficiencia del motor, utilizando entre 0,1 y 0.23 Kw/h y bajando.
  • Tiene 0 emisiones de residuos, de contaminantes y de gases de efecto invernadero.
  • No hacen ruido. El silencio en los vehículos eléctricos es total, su desplazamiento es suave y silencioso. Esto se debe a que no hay piezas móviles en el motor y no tiene sistema de escape.
  • El coste de la energía es 1/3 del valor del combustible que se utiliza en los vehículos tradicionales.
  • Los costes de mantenimiento son menores ya que no se hacen cambios de aceite tan frecuentemente.
  • El vehículo eléctrico le devuelve energía al sistema, de manera que esta energía se utiliza para cargar las baterías.
  • Es más cómodo en la conducción ya que al no hacer ruido y no presionar el embrague es más agradable y suave.
  • Los coches eléctricos actualmente se benefician en varios países de la UE de incentivos tributarios.
Menú